Scioli evitó confrontar con Moyano y elogió a la Presidenta

MÁS DESTACADO EN ARGENTINA

LA PLATA.- "Sólo me molesta la falta de combustible y de gas." Con esas palabras, recién llegado de Italia, el gobernador bonaerense, Daniel Scioli, evitó cargar las tintas sobre el líder de la CGT, Hugo Moyano, y marcó diferencias con el ministro de Planificación, Julio De Vido, que minutos antes había confirmado la presentación de la denuncia penal contra el dirigente gremial.

En su primera aparición pública durante el conflicto con los camioneros, Scioli asistió a una kermés en la Unión de Personal Civil de la Nación (UPCN), donde se cuidó también de responder las críticas de su vicegobernador, Gabriel Mariotto.

En el mismo momento en que el ministro De Vido aludía a las "vacaciones" del mandatario bonaerense y resaltaba a Mariotto "como vicegobernador en ejercicio de la gobernación", Scioli aparecía en el camping de la UPCN platense para festejar el Día Mundial de la Ancianidad, en un acto organizado por el presidente del Instituto de Previsión Social, Mariano Cascallares.

En una enorme carpa adornada con banderines multicolores, al estilo de las clásicas fiestas norteamericanas, y acompañado por doce intendentes, el gobernador pidió "prudencia y responsabilidad" a los trabajadores y empresarios.

Luego de agradecer al gremio anfitrión, liderado por Carlos Quintana, por "abrir siempre sus puertas" Scioli extendió el agradecimiento a la presidenta Cristina Kirchner, por hacer posible que "la provincia tenga herramientas para dar respuestas".

"Hoy estoy preocupado especialmente por el gas y el combustible", repitió una y otra vez Scioli, en un diálogo que mantuvo con LA NACION. Y dijo que la empresa de gas bonaerense Bagsa "hizo una presentación judicial para que las empresas garanticen el servicio, que es esencial".

-¿Usted denunció penalmente a Moyano?

-Pero si el ministro De Vido acaba de hacer referencia a que la presentación fue hecha por la responsabilidad de las empresas que deben garantizar el servicio (respondió visiblemente molesto).

-¿Habló con Moyano para que deponga su actitud?

-Yo insté ya el 9 de junio a la prudencia y la responsabilidad, en palabras que reprodujo Clarín. Vean eso. Ratifico las palabras que dije ahí. Esa mi mejor respuesta

-¿Qué puede decir de los comentarios de Mariotto?

-Estamos preocupados y ocupados en que a la gente no le falten los servicios.

-¿Le molestan las declaraciones que hizo el vicegobernador en su ausencia?

-Me molesta que no haya gas y combustible.

-¿Tiene plata para pagar sueldos y aguinaldos?

-Sí.

Tras sus breves respuestas, Scioli dio por terminado el diálogo. Pese a que su ministra de Economía, Silvina Batakis, dijo ayer que se están liquidando los haberes y los aguinaldos de la administración pública "con normalidad", Scioli estaba visiblemente molesto.

El gobernador todavía necesita ayuda financiera de la Nación para pagar. Pero la tensión política con la Casa Rosada aumentó la semana última, mientras el mandatario permanecía fuera del país.

Para De Vido, mandaba Mariotto

Julio De Vido fue ayer poco sutil para ocultar el malestar con Daniel Scioli. "El gobernador en ejercicio es Gabriel Mariotto. Cuando el gobernador regrese de su licencia trabajaremos con él", dijo en la conferencia de prensa. Eran las 12.10. A esa hora, Scioli estaba en un acto público en La Plata.

Reacciones K

Reunión preventiva del peronismo

Casi al mismo tiempo que Hugo Moyano desactivaba el paro de transporte de combustibles, la Comisión de Acción Política del PJ se reunió de urgencia ayer para repudiar las medidas de fuerza y respaldar las políticas de la presidenta Cristina Kirchner. En una conferencia de prensa en la sede partidaria nacional, el gobernador de Chaco, Jorge Capitanich, criticó a Moyano: "Los más perjudicados son los camioneros. El Estado, y este gobierno, fue el principal aliado del gremio en virtud de generarles más oportunidades".

Gobernadores bien alineados

No sólo Capitanich y el poco activo PJ reaccionaron contra Moyano a pedido del Gobierno. A lo largo de la mañana hicieron fila en los medios de comunicación varios gobernadores kirchneristas dispuestos a cuestionar las medidas de fuerza. El tucumano José Alperovich y el entrerriano Sergio Urribarri fueron los más enfáticos. También se mostraron el sanjuanino José Luis Gioja, el mendocino Francisco Pérez y el chubutense Martín Buzzi. El objetivo central: dejar en evidencia la cauta reacción de Daniel Scioli.

La bronca del "ex amigo" de Moyano

El senador Aníbal Fernández siempre se presentó como "amigo de Moyano". Pero ayer fue terminante en la condena a los paros. Calificó la actitud como un "enorme gesto golpista" y advirtió: "Moyano no puede cagarse en el mundo y tomar para la joda a toda la sociedad".

Cargando...

YAHOO NOTICIAS EN FACEBOOK