La Presidenta vuelve a hablar ante su público y parte a Perú

No hubo descanso de domingo para una parte del Gabinete. El Gobierno organizó de manera imprevista un acto para este mediodía en lo que será el regreso a la escena política nacional de Cristina Kirchner tras su gira por los Estados Unidos.

Después de su paso por las universidades norteamericanas de Georgetown y Harvard, que depararon un duro cruce y el enojo de la Presidenta con los estudiantes que le hicieron preguntas, la jefa del Estado retomará hoy su actividad con un acto a las 12 en el Salón Mujeres de la Casa Rosada. Será previo a su partida, a las 19, rumbo a Lima, Perú, para asistir a una nueva cumbre de los países de América del Sur y Países Árabes (ASPA).

No sólo la jefa del Estado hablará en el acto, en medio de la fuerte polémica que despertaron sus dos conferencias en los Estados Unidos, sino que en la misma convocatoria Cristina Kirchner le tomará juramento al diputado nacional Martín Sabbatella, que asumirá como nuevo presidente de la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (Afsca), el organismo que deberá concretar la puesta en vigencia de la nueva ley de medios.

Lo que en principio estaba pensado como un acto administrativo más con la publicación en el Boletín Oficial del decreto con la designación de Sabbatella se convirtió, finalmente, en una convocatoria del Gobierno a un acto en la Casa Rosada, a las 12.

Respuesta

La expectativa ayer entre los funcionarios estaba centrada en la respuesta que podría dar la jefa del Estado tras sus dos conferencias en los Estados Unidos. El enojo de la Casa Rosada con los estudiantes que hicieron preguntas aún persistía. Todo el Gabinete cerró filas durante el fin de semana para descalificar las preguntas de los estudiantes y el origen político de cada uno de ellos. Incluso, se especulaba ayer con la posibilidad de que la Presidenta retome hoy esa línea argumentativa.

En Balcarce 50, la mayoría de los funcionarios consultados por LA NACION reconocían el "mal paso" presidencial, pero argumentaban que la jefa del Estado falló por lo que, consideran, fue "una cama". En la Casa Rosada sostenían que las preguntas tuvieron una intencionalidad política y reconocían que hubo "falta de previsión" por parte de la delegación que acompañó a Cristina Kirchner en la gira, que comenzó en Nueva York y terminó en Boston con la conferencia que despertó la mayor reacción del kirchnerismo.

Incluso, anoche los funcionarios nacionales sostenían que la Presidenta podría hacer una referencia a su frase sobre la Universidad de La Matanza y las palabras de su rector, Daniel Martínez, a quien ayer ya acusaban de pertenecer al espacio político del ex presidente Eduardo Duhalde.

El Gobierno apuntó hacia el Grupo Clarín, a quien acusó de haber estado detrás de las preguntas que debió responder la jefa del Estado. Ayer, durante los cortes del Fútbol para Todos, la publicidad del programa 6,7,8 estuvo destinada a destacar la procedencia política de uno de los estudiantes, que milita en Pro (ver aparte), y el tipo de preguntas.

La Presidenta se mostró molesta en su paso por los Estados Unidos. Tras regresar de Washington desde el viernes se recluyó en la quinta de Olivos. Habló con el intendente de La Matanza, Fernando Espinoza, y ayer organizó el acto para este mediodía.

Además de su discurso, se espera que Cristina retome su advertencia al Grupo Clarín sobre los plazos para ajustarse a la ley de medios, que para el Gobierno vencen el próximo 7 de diciembre, y para la empresa de medios, no. La jura de Sabbatella con una ceremonia presidida por Cristina Kirchner gira en torno a la prioridad que da el Gobierno al llamado 7D.

Una agenda para ocultar el enojo

Sabbatella

A las 12 la Presidenta le tomará juramento en la Casa Rosada a Martín Sabbatella, quien presidirá la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual

Viaje a Perú

Por la tarde, Cristina Kirchner viajará a Lima para participar de la cumbre de países árabes y latinoamericanos

Cargando...