Aún no hay pistas en el caso Severo

LA PLATA.- A cuatro días de la reaparición de Alfonso Severo, tras estar casi 24 horas secuestrado, la Justicia aún no tiene indicios de quiénes son los responsables del hecho.

Los investigadores del testigo clave del homicidio de Mariano Ferreyra no habían identificado, hasta el cierre de esta edición, a los delincuentes, según dijeron ayer a LA NACION fuentes con acceso al expediente.

"Hemos analizado las imágenes captadas por las cámaras municipales y todavía no encontramos nada. También pedimos las filmaciones de varias cámaras particulares, pero aún no las han entregado. Eso lleva un tiempo", dijo un informante que interviene en la pesquisa.

Severo debía testimoniar el jueves pasado en el juicio por el crimen de Ferreyra, pero no pudo porque ese día -según denunció luego- estuvo privado de su libertad.

El testigo denunció ante el fiscal de Avellaneda Elbio Laborde que dos hombres que se movilizaban en una moto lo obligaron a bajarse de su auto, a la vuelta de su casa, en Gerli, partido de Avellaneda, lo golpearon, lo maniataron y lo subieron a una camioneta, en la que estuvo bajo una alfombra durante 20 horas. Hasta anoche, los investigadores no habían logrado dar con ningún testigo de este hecho.

Severo reiteró a LA NACION que no tiene miedo de declarar y que está dispuesto a "dar la vida". Sin embargo, aclaró que todavía no lo han vuelto a citar, después de la fallida presentación ante el tribunal como consecuencia de su desaparición.

El Tribunal Oral en lo Criminal N° 21 reanudará hoy la audiencia suspendida el jueves pasado, cuando debía presentarse a declarar Severo. Como los jueces resolvieron cambiar el modo de notificación de los testigos, teniendo en cuenta las amenazas que sufrieron algunos de los convocados, las partes no fueron informadas de quiénes serán convocados a declarar esta semana.

Hay quienes dudan de la veracidad del relato de Severo y deslizan la posibilidad de un autosecuestro, pero las fuentes oficiales consultadas por LA NACION dijeron, por el momento, que no hay elementos para desconfiar de los dichos del testigo del asesinato de Ferreyra.

En declaraciones radiales, Severo se definió ayer como un "boleta caminando" y protagonista de una "crónica de una muerte anunciada", y advirtió que, aunque se siente custodiado, a John "Kennedy también lo mataron".

Además reiteró que revelará ante la Justicia datos de involucrados que aún no llegaron al banquillo por el caso Ferreyra y que, dijo, "todavía siguen actuando en las mafias".

Además de relatar que el viernes pasado, tras su reaparición, fueron amenazados amigos suyos de Ferrobaires, Severo aseguró: "Acá todos les apuntan a los que están, pero yo marco a los que faltan".

Un testigo polémico

Iba a declarar en el caso Ferreyra contra ferroviarios

Alfonso SeveroEx empleado de Ferrobaires Tenía que declarar el jueves en contra de la Unión Ferroviaria por su supuesta vinculación con el crimen de Ferreyra. Como ahora el tribunal cambió el sistema de testimoniales, no se sabe cuándo volverá a ser citado

Cargando...

YAHOO NOTICIAS EN FACEBOOK