El padre de la primera saudí en los Juegos denunciará a quienes la insultaron

El padre de la judoca Wojdan Ali Seraj Abdulrahim Shaherkani, primera mujer saudí en participar en unos Juegos Olímpicos, anunció este domingo en un comunicado su intención de denunciar a todos aquellos que han insultado a su hija.

"Le envié un telegrama al ministro de Interior, el príncipe Ahmed Ben Abdel Aziz, con las copias de todos los insultos publicados en Twitter (red social)", señaló Ali Seraj Abdulrahim Shaherkani al periódico Alsharq.

El padre de la judoca añadió que dio instrucciones a un abogado para que llevara el caso porque, además, dos personas, de las que una ha sido arrestada, suplantaron su identidad en Twitter para atacar a su hija.

Shaherkani aclaró que su denuncia no sería contra aquellos que criticaron la actuación deportiva de su hija, de 16 años, y que perdió el primer combate de los Juegos cuando sólo se llevaban disputados 82 segundos, ante la puertorriqueña Melissa Mojica.

Muchos defendieron en las redes sociales la participación de Wodjan en los Juegos Olímpicos, pero sectores más conservadores criticaron que tomara parte en el evento por su condición de mujer.

"Fue un honor para mi hija participar en esta competición y representar a Arabia Saudí", señaló el padre de la deportista, que anunció que volverá a entrenarse para poder competir en los Juegos de Rio-2016.

"Yo y toda la familia estamos orgullosos de su participación, comentó Shaherkani, árbitro de judo, que después del combate ha celebrado en Londres el 17 cumpleaños de Wojdan.

Además, comentó que uno de sus hijos recibió una llamada telefónica del director de deportes de Arabia Saudí, el príncipe Nawaf ben Fayçal, transmitiendo sus felicitaciones a la primera mujer del país que toma parte en unos Juegos.

Pero Shakerkani reveló que la participación de su hija en Londres ha estado financiada por la familia, y que no ha recibido ninguna noticia del Comité Olímpico de Arabia Saudí sobre la posibilidad de pagarle los gastos.

El Comité Olímpico Internacional (COI), en su búsqueda de la igualdad en los Juegos, mantuva duras negociaciones con el país ultraconservador para conseguir que llevaran mujeres en su delegación.

Finalmente, Arabia Saudí y la familia de la atleta aceptaron con la condición de que pudiera competir con la cabeza tapada, algo que la Federación Internacional de Judo tiene prohibido por razones de seguridad.

La negociación hizo que se flexibilizara la norma y Wodjan acudió a su primer y único combate con un gorro similar al que utilizan los nadadores.

La otra atleta de Arabia Saudí que tomará parte en estos Juegos será Wodjan Attar, que participará en la carrera de 800 metros, también con una vestimenta adaptada para cumplir los estrictos códigos de la nación islámica.

La judoca saudí Wodjan Ali Seraj Abdulrahim Shahrjani, con su padre al llegar al aeropuerto de Heathrow, en Londres, el 25 de julio pasado, para competir en los Juegos Olímpicos de Londres.

Cargando...

YAHOO NOTICIAS EN FACEBOOK