El hermano de Scioli pidió "diálogo" para evitar un "conflicto innecesario"

MÁS DESTACADO EN ARGENTINA

José "Pepe" Scioli, el hermano del gobernador bonaerense Daniel Scioli, defendió anoche al mandatario provincial y reclamó al gobierno nacional "diálogo institucional" para evitar lo que denominó "un conflicto innecesario".

Tras apuntar contra algunos legisladores kirchneristas -como el senador Aníbal Fernández y el diputado Julián Domínguez quienes, recordó, "cuando estuvieron en la Provincia, en una acordada de ministros firmaron la emisión de Patacones"-dijo que "no quisiera que la crisis económica se quisiera tapar con una crisis política".

Al hablar por el canal de cable Todo Noticias, "Pepe" Scioli advirtió que la Provincia "no tiene los recursos" para atender adecuadamente temas como la inseguridad en el conurbano, y atribuyó este hecho a los fondos coparticipables que recibe Buenos Aires.

En ese sentido, destacó que "bastante hace" el gobernador para superar el déficit financiero que padece la Provincia.

Además, aclaró saliendo al cruce de algunas críticas que se hace desde la Nación, que Buenos Aires "es la provincia que menos gasta en publicidad en la Argentina".

Pee Scioli dijo que "Daniel es el mismo de siempre, no ha modificado su conducta", contrarrestando los cuestionamientos kirchneristas que lo sitúan en un rol opositor.

En ese sentido, sostuvo que su hermano cometió "un sincericidio" cuando blanqueó sus aspiraciones presidenciales, pero aclaró que "dijo en público lo que la gran mayoría de los políticos dice en privado. En eso fue más Daniel que nunca", aseveró.

Tras descartar que la presidente Cristina Kirchner haya dicho lo que le atribuyó el intendente de Lanús, Darío Díaz Pérez, José Scioli recordó que "Daniel tiene una responsabilidad institucional y este momento amerita mucha racionalidad y, sobre todo, no confrontación".

"Más allá de su declamación pública, si el gobierno nacional no puede asistir a la Provincia, estamos en un serio problema", advirtió, pero agregó: "No creo que gritando o poniéndose más duro se puede solucionar el problema. Los problemas se solucionan con más diálogo".

Asimismo, desautorizó al titular de la CGT, Hugo Moyano, quien acusó a la Casa Rosada de intentar un golpe de Estado en la Provincia.

"Creo que hay que ser muy cuidadosos con las palabras y responsable con todos los dirigentes políticos", advirtió.

Pese a ello, dedicó palabras de apoyo al camionero, al señalar que "lo veo haciendo lo que tiene que hacer, que es defender a los trabajadores". Y aventuró que Moyano no podrá evitar la ruptura en el movimiento obrero: Llamentablemente, va a haber dos CGT", dijo.

Cargando...