El gasto de argentinos en el exterior crece

El saldo de lo que bien podría llamarse "la balanza turística", que hasta hace un año era superavitario en 33,2 millones de dólares, pasó a ser negativo en 54,2 millones de dólares, en junio pasado, simplemente porque mientras los gastos de los turistas que arribaron al país crecieron apenas 3% en ese lapso, los realizados por los argentinos que fueron al exterior aumentaron a una tasa a un ritmo 16 veces mayor.

El dato surge de la Encuesta de Turismo Internacional que periódicamente realizan en conjunto el Ministerio de Turismo y el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec), sobre la base del movimiento registrado en los aeropuertos de Ezeiza y Córdoba, y del Aeroparque Metropolitano en el sexto mes del año.

La estadística muestra una saludable recuperación del 17% interanual en la llegada de turistas que, durante mayo y por primera vez para ese mes desde la crisis de la convertibilidad, había mostrado una caída, por la que el "turismo emisivo" había resultado mayor que el "receptivo".

"Como consecuencia del mayor flujo de llegada de turistas extranjeros respecto a las salidas al exterior de turistas argentinos, el saldo de los viajeros internacionales de junio resultó positivo en 5248 turistas", destaca el informe oficial.

Sin embargo, ni ese mayor aporte alcanzó para tender a equilibrar la balanza de pagos del sector, que resultó deficitaria por quinto mes consecutivo. Esta vez el saldo perdidoso llegó a los 54,2 millones de dólares, el mayor en lo que va del año, según la estimación oficial.

La diferencia negativa obedece a que la estadía y el gasto promedio de los extranjeros en el país fue, durante junio, menor en ambos casos a la de los argentinos que fueron al exterior. Así, mientras la permanencia media de los turistas extranjeros en el país en junio de 2012 fue de 13,6 noches y el gasto diario promedió US$ 91,70, la estadía promedio de los argentinos en el exterior llegó a las 14,4 noches, con un gasto de US$ 109,4/día, es decir, fue de US$ 17,70 mayor.

En el sector turístico coinciden en explicar que el marcado cambio de tendencia en la balanza turística (que en el primer trimestre de 2012 había sido ya deficitaria en 463 millones de dólares, según el balance cambiario del BCRA) responde "al incipiente atraso cambiario en que reingresó el país en los últimos meses y los incentivos que el cepo cambiario creó para que los argentinos que tienen la posibilidad viajen al exterior para dolarizar consumos al tipo de cambio oficial y poder escapar de la elevada inflación local", juzgó un operador.

Crece la tentación por salir

El Ministerio de Turismo optó por valorar que el balance de la primera mitad del año permitió a la Argentina "igualar el récord del mismo período del año pasado, al totalizar 1,33 millones de personas que entraron por el aeropuerto internacional de Ezeiza y por Aeroparque", destacó. Pero el turismo emisivo en el semestre fue superior, dado que salieron del país más de 1,4 millones de argentinos, unos 215.000 más que durante el primer semestre del año anterior.

Además, si se comparan estos datos con los surgidos de la Encuesta de Ocupación Hotelera, también elaborada por el Ministerio de Turismo, se observa que mientras la cantidad de argentinos que eligieron vacacionar fuera del país creció un 17% interanual; la de quienes optaron por vacacionar en el país se incrementó apenas 1,7%, según cifras consolidadas en cinco meses de 2012.

Cargando...

YAHOO NOTICIAS EN FACEBOOK