Arranca la cumbre del Mercosur en Mendoza sin la presencia de Paraguay

MÁS DESTACADO EN ARGENTINA

El destituido presidente paraguayo, Fernando Lugo, decidió finalmente no asistir a la reunión para no "presionar" a sus pares de la Argentina, Brasil y Uruguay en su resolución, aunque les pidió que repudien "la ruptura del proceso democrático" en su país.

"Quiero que mis compañeros se sienten ahí sin la presión de mi presencia para decidir. No espero otra cosa que tengan la sabiduría necesaria. Porque si bien cada país es soberano hay acuerdos regionales y creo que el Mercosur debe decir algo de lo que pasó en Paraguay la semana pasada", indicó Lugo en declaraciones a Radio 10.

Y planteada la hipotética situación de que lo que ocurrió en Paraguay hubiera sucedido en otro país de la región, Lugo subrayó que "sin ninguna duda" él hubiera votado por la "expulsión del país del Mercosur donde haya pasado".

De hecho, a pesar de su ausencia y de la suspensión de Paraguay en la cumbre tras la asunción presidencial de Federico Franco, la situación institucional en ese país vecino será uno de los ejes del debate en la cumbre de este jueves y también el viernes, a las que podría asistir el ex canciller de Lugo, Jorge Lara Castro.

A la cumbre están invitados, además de tres miembros plenos del Mercosur (Argentina, Brasil y Uruguay), mandatarios o ministros de Chile, Bolivia, Perú, Ecuador y Colombia (asociados) y de Venezuela (Estado parte en proceso de adhesión).

Lugo fue destituido el viernes pasado tras un sumario juicio político "por mal desempeño de sus funciones" y sustituido por el entonces vicepresidente Franco, una medida que fue condenada en toda la región.

Aunque los Gobiernos de la Argentina, Brasil y Uruguay coincidieron en que se trató de un "golpe de Estado" y evalúan sanciones contra el vecino país, también analizan propuestas que no perjudiquen económicamente al pueblo paraguayo.

Pero además de la situación de Paraguay, en la reunión de cancilleres de Mercosur se discutirá la propuesta del primer ministro chino, Wen Jiabao, de avanzar en un acuerdo de libre comercio con el bloque regional en medio de la crisis financiera en Europa y Estados Unidos.

Wen Jiabao propuso suscribir una declaración conjunta sobre el fortalecimiento de las relaciones con el bloque, a partir de un compromiso mutuo para "reforzar la comunicación y confianza estratégicas" y "profundizar la cooperación" en todos los campos, incluido el comercial, con vistas a duplicar para 2016 el volumen de intercambio.

Los mandatarios de Argentina, Cristina Kirchner; de Brasil, Dilma Rousseff; y de Uruguay, José‚ Mujica, serán los encargados de abrir el viernes los debates del Mercosur, que finalizarán con la asunción de Brasil como presidente temporal del segundo semestre del año, para dar paso luego a la cumbre extraordinaria de la Unasur, a la que se espera que se sumen otros presidentes.

Al respecto, el gobernador de Mendoza, Francisco Pérez, informó ayer que ya estaba confirmada la asistencia de los jefes de Estado de Uruguay, Brasil, Bolivia, Chile, Ecuador, Surinam, y delegaciones de Venezuela, México, Colombia y Perú.

Sostuvo que a ellos podría sumarse el ex presidente brasilero Lula Da Silva, a quien se le rendirá  "un merecido homenaje".

"Para nosotros es un hecho trascendente e histórico que Mendoza sea escenario de la cumbre, sobre todo teniendo en cuenta que esta provincia es un paso obligado en la vinculación, a través del Pacífico, con el continente asiático. Allí es donde debemos apuntar comercialmente los países del Mercosur y la Unasur", indicó Pérez.

Cargando...