Amplían la acusación contra la ex ministra Felisa Miceli

La situación judicial de Felisa Miceli se agravó ayer porque la fiscalía anticipó que sumará una nueva acusación a las que enfrenta hasta ahora por haberse encontrado en su despacho 100.000 pesos y poco más de 30.000 dólares. A los delitos de encubrimiento y destrucción de pruebas por los que es juzgada, se agregará, al final del juicio, el de recibir dádivas. Así se lo anticipó a la ex ministra de Economía ayer, al comienzo de la audiencia, el fiscal Oscar Arrigo, para que la ex funcionaria pueda defenderse. De prosperar esta acusación, a la expectativa de pena máxima que tenía hasta ahora, de 10 años de prisión, se agrega el nuevo delito, castigado con hasta seis años de cárcel.

La fiscalía entiende que Miceli encubrió un delito anterior. Se trataría de un fraude con dinero negro supuestamente realizado en la Caja de Crédito Cuenca Cooperativa Limitada, que recibió del Banco Central el fajo de billetes que terminó en el baño de la ex ministra. A Cuenca se la investigaba, además, por lavado de dinero. Ahora a ese cargo se le agregó el de recibir dinero para "hacer, retardar o dejar de hacer algo relativo a sus funciones". El fundamento de esta ampliación de la imputación es que la plata apareció en el despacho de la ex ministra, lo que para la fiscalía constituye un indicio.

Ayer los testigos tampoco ayudaron a la ex funcionaria. Declararon los policías que encontraron los 100.000 pesos, embalados en nylon termosellado. La ex ministra dijo que los envasó en su casa, pero el oficial Patricio Palo y el suboficial Carlos Isaías dijeron que parecía un fajo del BCRA, que demandaba un cuchillo para ser abierto.

FELISA MICELIEx ministra de Economía

Los policías que encontraron los $ 100.000 contradijeron a la ex funcionaria

Cargando...

YAHOO NOTICIAS EN FACEBOOK